Consejos de seguridad informática

Consejos de seguridad informática

Virus, gusanos, troyanos, cookies, phising, exploits… Estos y muchos más son los malware utilizados para infiltrarse en el ordenador de usuario y obtener sus datos o realizar aquello para lo que fue diseñado. Se encuentran ocultos dentro del código de un programa y pueden infectar archivos.

Pero, ¿cómo podemos controlar el acceso de estos malware a nuestro dispositivo? Con motivo del Día Internacional de la Seguridad de la Información (30 de noviembre), el Instituto Nacional de Ciberseguridad de España tiene algunos consejos para ti, entre los cuales se encuentran:

  • Mantén actualizado tu equipo, tanto el Sistema Operativo como cualquier aplicación que tengas instalada.
  • Haz copias de seguridad con cierta frecuencia, para evitar la pérdida de datos importante.
  • Utiliza contraseñas fuertes en todos los servicios, para dificultar la suplantación de su usuario (evita nombres, fechas, datos conocidos o deducibles, etc.).

En tu correo electrónico:

  • No respondas a mensajes falsos ni a cadenas de correos para evitar que tu dirección se difunda.
  • Borra el historial de destinatarios cuando reenvíes mensajes a múltiples direcciones.

En tu navegación:

  • Descarga los programas desde los sitios oficiales para evitar suplantaciones maliciosas.
  • Puedes utilizar mata-emergentes para eliminar las molestas ventanas emergentes (pop-up) que aparecen durante la navegación, o configurar tu navegador para evitar estas ventanas.
  • Utiliza un usuario sin permisos de Administrador para navegar por Internet, así se impide la instalación de programas y cambios en los valores del sistema.
  • Borra las cookies, los ficheros temporales y el historial cuando utilices equipos ajenos (públicos o de otras personas) para no dejar rastro de tu navegación.

En la banca en línea y comercio electrónico:

  • Observa si la dirección comienza por https, que indica que se trata de una conexión segura.
  • Ten en cuenta que tu banco nunca te pedirá información confidencial por correo electrónico ni por teléfono.
  • Evita el uso de equipos y redes públicas (cibercafés, estaciones o aeropuertos, etc) para realizar transacciones comerciales.

Con la red Wi-fi:

  • Fija un número máximo de equipos que se puedan conectar al punto de acceso.
  • Desactiva la difusión de tu SSID (nombre de tu red wifi) para evitar que equipos externos identifiquen automáticamente los datos de tu red inalámbrica.
  • Utiliza encriptación WPA (o WEP si tu sistema no permite la primera), para impedir que el tráfico de red sea fácilmente legible. Se recomienda WPA ya que WEP es inseguro.

En dispositivos móviles:

  • Ignora o borra los SMS o MMS de origen desconocido que inducen a descargas o accesos a sitios potencialmente peligrosos.

En juegos en línea:

  • Evita compartir el usuario y la contraseña tanto dentro como fuera de la plataforma del juego.
  • No adquieras créditos en páginas de subastas en línea sin que estén certificados por los creadores del juego.
  • Vigila los movimientos de tu cuenta bancaria si la tienes asociada al juego, para detectar movimientos ilícitos.

Para más información, visita la página web del Instituto Nacional de Ciberseguridad de España.